Vergüenza, vergonya, pena por Edmundo Fayanas

0

Lo que hemos vivido estos días en la formación de un gobierno de coalición en España, ha sido una vergüenza, tanto por parte del PSOE como de Unidas Podemos. Para la gente que quiere que este país progrese en base a la equidad económica y en la justicia social, nos ha producido auténtico dolor de estomago y nauseas.

Ahora, ambos partidos están en el proceso del relato contra el otro, pero no pierdan el tiempo, el relato de ambos es el de los perdedores. Muchas personas progresistas se pensaran muy mucho volverles a votar. En este proceso pierden los dos, pero mucho más los millones de españoles, que deseamos el progreso del país, hartos de la España en blanco y negro que diseña la derecha española.

Esta derecha ha estado aplaudiendo incluso hasta con las orejas ante semejante espectáculo. Lo que ha sucedido nos recuerda a las películas del gran cineasta italiano Federico Fellini. Como dice Charles de Gaulle “He llegado a la conclusión de que la política es demasiado seria para dejarla en manos de los políticos”.
Resulta sorprendente, que Pedro Sánchez y el PSOE, no haya hecho nada en ochenta días y faltando tres días para la votación intenten negociar. Por no negociar, el PSOE no lo ha hecho ni con el PNV, que estaba predispuesto al apoyo. Está claro que no querían un gobierno de coalición.

Al mismo tiempo, resulta sorprendente la insistencia del PSOE de intentar conseguir la abstención de los partidos de la derecha. Sánchez ha demostrado insistentemente que prefiere un gobierno con Ciudadanos que es lo le reclaman las empresas del IBEX y los poderes fácticos, que un gobierno de izquierdas.

Sr Sánchez le recuerdo una frase de George C. Lichtenberg que dice: “Cuando los que mandan pierden la vergüenza, los que obedecen pierden el respeto”. Tanto usted como Pablo Iglesias han perdido el respeto de miles de españoles.

Cuando uno va a negociar, se supone que se va a negociar y no a hacer la pamema. Uno de los aspectos más llamativos de esta negociación han sido las mentiras y traiciones mutuas, TREMENDO ESPECTÁCULO. Sr Sánchez usted no ha querido NUNCA un gobierno de izquierdas. Es típico del PSOE en las campañas electorales hacer promesas de izquierda, para posteriormente hacer políticas de derecha. Usted se queja de los cordones sanitarios de Ciudadanos con el PSOE, pero para su vergüenza usted ha puesto un cordón sanitario a Pablo Iglesias.

Resulta sorprendente, que se diga que Podemos, Izquierda Unida, ERC, PNV no puedan tener ministros de justicia, economía, de defensa…… y sólo puedan ser ocupados a miembros del PP/PSOE ¿Qué pasa que los que no les votamos a usted y al PP, somos ciudadanos de segunda? Como dice Edmond Thiandiére “la política es el arte de disfrazar el interés general al interés particular”.
Otro de los argumentos exhibidos por usted es cuando dice “no puedo dejar la economía, la justicia…. en personas que nunca han gestionado nada”. Me puede decir Sr, Sánchez ¿Qué había gestionado usted antes de ser Presidente del Gobierno de España? Me molesta su hipocresía y demagogia, pero tanto como eso, su nulo oído para oír lo que la sociedad progresista quiere.

Habla con orgullo de los 140 años de la historia del PSOE y que el progreso de España se los debemos a ustedes. Es cierto, y le debemos reconocer al PSOE, grandes logros, pero NO debe olvidarse también del lado oscuro de su partido. Veamos solamente algunos de los cuales no deben sentirse orgullosos:

1º El comportamiento del PSOE y de la UGT en la dictadura del general Primo de Rivera, que fue un oprobio para los progresistas españoles de ese momento.

2º La traición de Felipe González con la entrada en la OTAN.

3º La corrupción campante durante alguno de sus gobiernos.

4º Aquí en Navarra, las dos traiciones del PSN al progresismo navarro que cuando daban los números parlamentarios, prefirieron aliarse con todo el descaro en apoyar al reaccionarismo de la derecha navarra.

Si usted quiere tener un futuro político, acuerde un gobierno con un programa que sirva para superar la desigualdad económica y por la justicia social. Termino el apartado del PSOE con una frase de Bill Clinton que dice “ser presidente se parece mucho a administrar un cementerio, hay mucha gente debajo de nosotros y nadie nos hace ningún caso”.

La historia de Pablo Iglesias desde que es un personaje político público, resulta muchas veces contradictoria. Se le supone una inteligencia política importante, pero resulta evidente que no ha sabido gestionarla. No sé si usted decide sólo, o por medio de asesores, está claro que sus decisiones son profundamente equivocadas. Vivir la realidad del país no se mide por estar en mítines en muchos sitios, sino pisar la calle y eso usted debe hacerlo poco.

Recuerdo la comedia bufa de su rueda de prensa cuando exigía vicepresidencias, ministerios……. Cuando vi dicha rueda de prensa pensé: estos chicos han perdido el Oremus y se han fumado un porro. Creo que usted sigue sin ver ni oír y en consecuencia sigue sin aprender para corregir sus errores. Como dijo John A, Lincoln “un dilema es un político tratando de salvar sus dos caras a la vez”.
PODEMOS tiene todo el derecho del mundo a formar parte en un gobierno de coalición si se le piden sus votos parlamentarios como se ha hecho y por supuesto sin cordones sanitarios personales. Hay una cosa que nunca he entendido de usted en su asalto a conquistar el cielo y es la obsesión por llegar al gobierno siendo minoritario.

Creía que era más inteligente y ya debería saber que un gobierno es como una compañía de teatro, donde el presidente y los ministros son meros actores, pero que el libreto que representan en esa obra de teatro está escrita por otros.

Muchas veces, menciona la entrevista de Jordi Évole a Pedro Sánchez, en la cual se entiende perfectamente lo explicado anteriormente Aprenda de dicha entrevista y entienda de una vez quienes son los que escriben el libreto a representar, para que luego los actores como Sánchez, Calvo o Borrell lo ejecuten sumisamente.

No se ha dado cuenta que a Podemos no le van a dar ni agua pero además muchos de ustedes les facilitan a sus enemigos la labor con las numerosas estupideces que dicen y hacen, con errores clamorosos que son de una total ingenuidad. No entienden que la paciencia y la discreción es la mejor arma política junto a la seriedad.

PODEMOS es hoy más necesaria que nunca, pero quizá usted debe plantearse una retirada pausada y se dedique a estudiar sus últimos cinco años y de paso a otras personas que estén más cerca de la realidad. La izquierda es sonrisa y usted no sonríe.
Reconociendo el derecho a formar parte del gobierno debo aconsejarle desde mis muchos años y con mucha escuela a mis espaldas, que nunca entraría a forma parte de un gobierno en minoría con el PSOE. El PSOE históricamente fagocita todo lo que tiene alrededor, pregúnteles a sus compañeros de IU.

Hoy los progresistas nos conformaríamos con un programa de gobierno no excesivamente largo, pero sí claro, ajustado en la financiación y en el tiempo para su cumplimiento y todo bien detalladito. Leyes como el derecho a la eutanasia, pensiones con la revalorización al IPC por ley y la anulación del sistema de sostenibilidad del sistema, inversiones en sanidad y educación pública, dependencia, I+D+I. Poco pero concreto en cuestiones que garanticen la equidad económica y social.

Si consiguen eso, voten la candidatura de Pedro Sánchez y el PSOE y estén en la oposición, ese es su único camino.
Para acabar una frase de William Randolph Hearts para Pedro Sánchez y Pablo Iglesias “Un político hará cualquier cosa para conservar su puesto. Incluso en convertirse en un patriota”.

Artículo anteriorMagazine semanal RRR #MSRRR13
Artículo siguienteSin prostitución no hay trata. No trates con la prostitución