Julia Augusta, la gran matrona romana

11
0

Juan Luis Posada define a Julia Augusta, como “la mujer más influyente, interesante, ambiciosa y a la vez más respetable de toda la historia romana”.

Livia Drusila, así se llamaba, nace el treinta de enero pero no se sabe con seguridad el año 59 o 58 a. C. El diminutivo de Drusila significa “la pequeña Drusa” y posiblemente fuera la segunda hija dentro del matrimonio. Nació en el seno de una familia patricia de la ciudad italiana de Fundi.

Su padre fue Marco Livio Druso Claudiano, que participó en la conspiración para asesinar a Julio César y acabó suicidándose al perder en la batalla de Filipos en el año 42 a.C. Su madre era Alfidia, hermana de Audifio Lurcera, e hija de un magistrado itálico.

Artículo anteriorLas navidorras de los urdangas
Artículo siguienteSintonía laica en RRR