Jueves 4 de mayo, La Opinión: Egipto: el sanguinario dictador Al Sisi bendecido por la gracia papal

8
0
La Opinión por Carlos de Urabá a las 14:30 h y R a las 19:30 h.

Egipto: el sanguinario dictador Al Sisi
bendecido por la gracia papal.
La santa alianza del Papa Francisco, el
Patriarca de Alejandría Tawadros II y el Imam de Al Azhar Ahmed el- Tayyib
apoya incondicionalmente al régimen egipcio. La lucha contra el yihadismo es
prioritaria.
Es algo inaudito que el santo padre, la cabeza
visible de la iglesia, se haya atrevido visitar Egipto en un momento en que el
régimen militar reprime con saña a los opositores.  Es poco menos que monstruoso bendecir de esta
forma tan perversa al sanguinario dictador (democrático) Al Sisi.
En octubre del 2011 los cristianos coptos
ortodoxos convocaron una manifestación frente a la RTV pública egipcia a raíz
de la ola de ataques (demolición y quema) contra las iglesias cristianas. Las
fuerzas del orden violentamente los reprimieron lanzándoles primero gases
lacrimógenos para luego embestirlos con tanquetas que pasaron por encima de
muchos de los manifestantes que marchaban pacíficamente con cruces, banderas
egipcias y fotos de la baba Chenouda III. Una diabólica acción que dejó 28
manifestantes asesinados (entre ellos 23 cristianos coptos). La policía militar
y la baltaguiya no contenta persiguieron a garrotazos a aquellos que se
resistían muchos de los cuales fueron arrojados por los puentes que dan al
Nilo.
Como responsables de la masacre de Maspero se
señala a la Junta Militar encabezada por el mariscal Tantawi y Al Sisi al mando
de los servicios de seguridad. Los militares calificaron la protesta como una
“insurrección terrorista” que pretendía desestabilizar el país.
La mayoría de las víctimas -según las
autoridades egipcias fallecieron por “infarto”, aunque sus familiares pudieron
comprobar claramente como sus cuerpos tenían signos de haber sido aplastados
por las tanquetas o tiroteados a sangre fría. Como suele suceder en estos casos
ningún militar ha rendido indagatoria ante los estamentos judiciales por tan
bárbara matanza. 
En ese entonces el Vaticano emitió un tibio
comunicado en el que expresó su pesar y tristeza por las muertes de sus
bienamados hijos instando al gobierno militar a respetar y garantizar la
seguridad de la minoría cristiana copta. El Papa Benedicto XVI conmovido por la
noticia se retiró a rezar en la Capilla Sixtina para que el Dios misericordioso
acoja en su seno las almas de los mártires. “Paz a los hombres de buena
voluntad”.
El día 28 de abril de 2017 el Papa Francisco
llega al Cairo para realizar una visita oficial a Egipto. Un viaje
especialmente dedicado a “fortalecer el diálogo interreligioso”.-según el
comunicado de prensa. El Vaticano hizo caso omiso a las voces de protesta de
las ONG y los defensores de los derechos humanos que exigían suspender esta
visita pues se interpretaría como un espaldarazo al sanguinario régimen
militar.
Los jerarcas vaticanistas se justificaron
diciendo que el sumo pontífice venía a Egipto a consolar la comunidad cristiana
víctima de los atentados sufridos el 10 de abril (domingo de ramos) por parte
del EI contra dos iglesias coptas en Alejandría y Tanta (que se saldaron con 44
muertos y numerosos heridos). “Esta es una visita de fraternidad y unidad cuyo
fin es predicar la paz entre cristianos y musulmanes”, recalcaron los voceros
papales.
Como era de esperarse en la agenda estaba
programada la audiencia privada con el Mariscal Al Sisi, dictador de Egipto, en
el palacio presidencial de Heliópolis. Al Sisi se ha autoproclamado uno de los
máximos luchadores contra el terrorismo islámico y por esto espera el
reconocimiento de las potencias occidentales. 
El papa Francisco con su presencia premia su incansable misión de
brindar mayor seguridad al mundo civilizado. El santo Padre diplomáticamente le
exigió al Mariscal un mayor respeto con los derechos humanos. No por
culpar  a su excelencia de algo –la duda
ofende-sino porque necesitaba realizar un gesto de firmeza para contentar a la
opinión pública internacional. De esta manera tan cínica y perversa el Vaticano
legitima al régimen tiránico y corrupto de Al Sisi.
Posteriormente el Papa Francisco se dirigió a
la mezquita Al Azhar (la institución teológica sunita más importante del mundo
islámico) para reunirse con el Imam Ahmed el- Tayyib. Ambos jerarcas hablaron
sobre la paz y la reconciliación entre cristianos y musulmanes. La mezquita de
Al Azhar es bien conocida por su defensa incondicional al régimen militar.
Cuando en el 2011 el pueblo egipcio salió a las calles pidiendo la renuncia del
dictador Mubarak el Imam de Al Azhar exigió a los revolucionarios “en el nombre
de Allah” deponer la actitud hostil y abandonar la Plaza del Tahrir.
El reaccionario Imam el-Tayyib le ha otorgado
carta blanca a Al Sisi para que combata con todos los medios a su alcance el
terrorismo yihadista. Incluso utilizando métodos “poco recomendables” como
torturas y asesinatos extrajudiciales. “Todo sea por mantener la paz en
Egipto”  
También el Papa Francisco sostuvo un encuentro
con el patriarca Copto ortodoxo de Alejandría Tawadros II con el que habló
sobre la estrategia para cimentar el diálogo interreligioso (el cristianismo y
el islam) “Que reine la paz, la caridad, el amor y la fraternidad” “la sangre
de los inocentes nos unen”
Los musulmanes más radicales (salafistas y
wahabitas) desde siempre han tenido cierta aprehensión por los cristianos (que
consideran kufares o herejes)  puesto que
históricamente se han aliado al poder establecido. (Buscando su protección al ser
una facción minoritaria)  Los cristianos
coptos ortodoxos (11 millones y 300.000 católicos) son perseguidos y
despreciados desde épocas inmemoriales. (Llevan marcado ese estigma de vivir de
las basuras o de criar cerdos)
Los cristianos ortodoxos coptos es una
comunidad muy retrograda y conservadora. Durante la revolución del Tahrir el
baba Chenouda III juró apoyo incondicional al dictador Mubarak a pesar de la
violenta represión desatada que dejó miles de muertos heridos, torturados,
desaparecidos y encarcelados. Paradójicamente meses después los tanques
aplastarían a sus propios fieles en la masacre de Maspero. Este acontecimiento
tan siniestro y execrable no varió en nada su simpatía por la Junta Militar.
En todo caso si un día Juan Pablo II se atrevió
a ir a Chile y darle de comulgar al dictador Pinochet ¿por qué el papa
Francisco no puede hacerlo con Al Sisi? 
El papa Francisco y el Vaticano han cometido un craso error al ponerse
al lado de los opresores y despreciar a las víctimas. Ni siquiera han tenido la
más mínima compasión por uno de sus compatriotas el joven estudiante italiano
Giulio Regeni quien fuera secuestrado, torturado y asesinado por miembros de
los servicios secretos egipcios en el 2016 (bajo la acusación de espionaje)
El Papa Francisco ha ensuciado su imagen de
papa bueno, el papa entregado a los pobres, a los que más sufren, a los
afligidos, a los humillados; el Papa Francisco ha pisoteado el mensaje
cristiano de amor por el prójimo al rendirle pleitesía al tirano Al Sisi. Y no
solo rendirle pleitesía sino también bendecirlo en el nombre del padre, del
hijo y del espíritu santo.  Este es un
acto infame y repudiable solo comparable a lo acontecido cuando Juan Pablo II
colmó de bendiciones al dictador Pinochet.

El Papa Francisco no se ha atrevido a levantar
su voz a favor de las víctimas de la represión y reclamarle enérgicamente al
dictador Al Sisi por los miles de muertos que tiene sobre sus espaldas. Tan
solo se limitaron a hablar de asuntos más triviales alejados del plano
político. El Papa Francisco ha mantenido un prudente silencio para no incomodar
a su excelencia el mariscal de campo Al Sisi, hoy presidente de Egipto. La
familia de Giulio Regeni se ha declarado indignada por la actitud del Papa que
irrespetó la memoria de su hijo estrechando la mano ensangrentada del dictador.
Y no solamente por este caso tan mediático, sino por los miles de asesinados y
desaparecidos anónimos que permanecen en el olvido. El Vaticano promueve la impunidad
contradiciendo la doctrina cristiana de paz y justicia que predicaba
Jesucristo.
Nota: La Opinión es un espacio de Radio Rebelde Republicana abierto y plural, en el cual una serie de colaboradoras/es dejan su opinión respecto algunos temas, que no siempre tienen por qué estar en la línea editorial de nuestra emisora.
Artículo anteriorJueves 4 de mayo, “Presentación en el CAUM del libro “Las Vencidas”
Artículo siguienteViernes 5 de mayo, “Sintonía Laica”